Descripción de las UPP

Descripción de las UPP
Los encargados de la atención a personas mayores y enfermas, deben estar al tanto de las características de uno de los males potencialmente más graves para los pacientes dependientes: las úlceras por presión o UPP. Las UPP son úlceras o lesiones que se producen por origen isquémico, o sea por un mal riego sanguíneo en determinada zona del cuerpo.

Cuando además estas zonas están presionadas por algún objeto, pueden empezar las úlceras, empeorando hasta acabar en el último estadio, donde provocan dolores agudos e infecciones graves. Las UPP se localizan en los tejidos cercanos a la piel o en la propia piel. La mala nutrición tisular también se relaciona con la aparición de las úlceras por presión.

Sin embargo, una de las buenas noticias es que pueden ser evitadas en gran parte de los casos. Si se llegan a producir, es en muchas ocasiones por ignorancia de los familiares encargados de la atención. Los profesionales cualificados en la asistencia a dependientes, saben qué hay que hacer en caso de pacientes encamados o postrados. Estos pueden llegar a sufrir escaras o úlceras si no se toman determinadas medidas.

Entre las medidas que hay que tomar para evitar las UPP, destaca la movilización. Esta es absolutamente necesaria para evitar que las zonas mal irrigadas lleguen a ulcerarse. También es importante que las camas en donde están los pacientes postrados, estén en buenas condiciones.

Aunque lo mejor son las camas provistas de colchones antiescaras, en el caso de tener una cama estándar al menos hay que procurar que las sábanas estén bien estiradas y no contengan arrugas. Cualquier imperfección puede presionar y alterar las condiciones de la irrigación de la zona sensible. Además, otra de las tareas a realizar es una buena higiene de todo el cuerpo, que se verá complementada con un secado total, pues hay que evitar la humedad en todo momento.